Almacenamiento en la Nube

Muchas veces escuchamos hablar de la nube, y por supuesto del tan famoso almacenamiento en la nube. Pero muchos de nosotros no sabemos qué es ese tipo de almacenamiento que tiene tanto renombre, para qué se usa o qué beneficios tiene.

En el artículo de hoy exploraremos justamente eso, el concepto de almacenamiento en la nube, aprender qué es, para qué sirve, su funcionamiento, ventajas, desventajas, y una comparación con el almacenamiento de datos tradicional.

Así que si te interesa sumergirte en las tecnologías emergentes y otras que hace tanto están establecidas pero que aún hoy son referencia en la industria cloud, sigue leyendo.

¿Qué es el almacenamiento en la nube?

Almacenamiento en la nube, también conocido como Cloud Storage, es un concepto que deriva de la computación en la nube, donde un usuario puede contratar a un proveedor de informática en la nube espacio remoto para almacenar sus archivos y datos en general.

Se suele ofrecer como un servicio remoto, y no local, el cual tiene una capacidad y precios determinados.

Este tipo de nube informática ofrecer serias ventajas ya que entre otras cosas, permite que las empresas tengan una forma de alojar datos sin necesidad de gastar en equipamiento de almacenamiento de datos (discos duros o discos SSD) de forma local.

El almacenamiento en la nube ofrece agilidad, durabilidad, escalabilidad, bajos costos y acceso remoto desde cualquier lugar, las 24 horas.

Características del almacenamiento en nube

Veamos ahora cuáles son las características del almacenamiento en la nube que lo han hecho tan popular en los últimos años.

almacenamiento en la nube

Facilidad de uso

Nada es más fácil que arrastrar y soltar, y eso lo que nos trae el espacio en disco en la nube. Gracias a servicios como Google Drive o Dropbox almacenar documentos, películas, archivos o música es más fácil que nunca. Solo debes mover los elementos a la carpeta de Dropbox o Google Drive, y todo está automáticamente copiado a la nube.

Compartir es fácil

Este tipo de servicios de almacenamiento cloud permiten compartir archivos con colegas, amigos y familiares de forma rápida. Se pueden enviar invitaciones y habilitar permisos para que solo ciertas personas puedan acceder a ellos, haciéndolo no solo fácil, sino también seguro.

Información encriptada

Todas las conexiones de la mayoría de los servicios de almacenamiento en la nube se hacen de forma encriptada gracias a la utilización de diferentes algoritmos de seguridad como por ejemplo los certificados SSL/TLS que pueden encriptar las conexiones de punto a punto (cliente a servidor).

Edición online

El cloud storage permite que los documentos puedan editarse online. Un clásico ejemplo de ello son los servicios de Google Docs que permiten editar documentos y guardarlos automáticamente en la unidad Google Drive.

Multiplataforma

Son servicios que se caracterizan por funcionar en cualquier plataforma (Windows, Linux y MacOS). Y si alguna aplicación nativa no funciona directamente se puede utilizar el navegador como explorador principal de los archivos y directorios que tenemos alojados allí. Además también funcionan en plataformas móviles como iOS, Android y Windows Phone.

Gran capacidad de almacenamiento

Los servicios de almacenamiento en la nube ofrecen desde 1GB a 30GB de almacenamiento gratis. Y si necesitas más espacio por muy poco dinero mensual puedes acceder a 100GB hasta varios TB de disco virtual en la nube informática para subir todo lo que necesites.

Ventajas y Desventajas del almacenamiento cloud

¿Cuáles son las ventajas y desventajas del almacenamiento en la nube? Vamos a descubrirlo ahora.

Ventajas

  • Facilidad de uso y para compartir datos con equipos, amigos y familia.
  • Están integradas en suites empresariales con otras aplicaciones de productividad.
  • Son gratuitas en su mayoría, aunque tienen límites en sus capacidades.
  • No requiere de instalar ningún software en el cliente (computadoras).
  • Se administra y actualiza de forma automática, sin nuestra intervención.
  • Se guardan los documentos de forma automática tras cualquier modificación.
  • Permite elegir con quien compartir los datos, mejorando así la seguridad.

Desventajas

  • Requiere siempre de un acceso activo a Internet.
  • Hay límites de almacenamiento, luego de llegar a ello deberás pagar seguramente o borrar contenido.
  • Cada poco tiempo modifican sus interfaces, lo que puede llegar a confundir a usuarios no muy tecnológicos.
  • Al depender de servidores (sobre todo en la industria del web hosting), muchas veces sufren ataques o problemas de seguridad, haciendo que no estén disponibles.
  • Pueden llegar a causar pérdida de datos si los servidores web o de almacenamiento sufren intrusiones.

¿Cómo funciona el almacenamiento en la nube?

El concepto básico de la nube es que funciona en Internet. Teniendo eso como premisa, podemos suponer por lógica que el almacenamiento en la nube funciona almacenando tus datos en servidores ubicados en Internet.

Estos servidores funcionan en modo de cluster o granja, creando copias de seguridad/espejo de toda tu información, y haciendo así que el despacho de tus datos no solamente sea seguro y más rápido, sino también más seguro pues no se almacena en un único lugar.

Al subir datos a Google Docs, Google StyleSheet o bien subir un vídeo a Facebook o Mega, estás subiendo datos a Internet. Los datos pasan desde tu computadora hacia Internet, donde quedan listos para ser usados por diferentes servicios online, o bien compartidos con diferentes personas que pueden acceder a esa información desde cualquier parte del mundo.

Los proveedores de almacenamiento en la nube se encargan de que esos servidores y toda la infraestructura de red esté disponible durante todo momento, así como que tengan las medidas de seguridad necesarias para evitar que pierdas esos datos.

Beneficios de guardar archivos en la nube

El almacenamiento de datos en la nube trajo consigo muchísimos beneficios tanto para los usuarios, como para las empresas y corporaciones que comenzaron a adoptarla. Veamos cuáles son ahora.

Modificaciones en línea

Como comentábamos antes, no necesitas tener ningún software instalado para poder modificar documentos online, ahora los proveedores de cloud storage te permiten hacerlo online directamente desde el navegador, sin necesidad de instalar nada como en los viejos tiempos donde para hacer cualquier cosa necesitabas de Microsoft Office o suites similares.

Guardado automático

El guardado automático es otro de los grandes beneficios de trabajar con el almacenamiento de datos en la nube. Antes si estabas elaborando un informe necesitabas siempre recordar cada ciertos minutos presionar el botón de guardar, de lo contrario tu documento no tendría aplicados los cambios. Eso no sucede más con las suites ofimáticas online como Google Docs o bien Office 365, pues guardan todo de forma automática para que no pierdas nada.

Múltiples formatos

En la década pasada necesitabas un programa para abrir ciertos archivos en tu computadora, y si tenías un formato un poco diferente ya necesitabas instalar otro programa. Era algo de locos. Hoy en día el almacenamiento en la nube y las suites ofimáticas se encargan de todo. No solo te permiten subir cualquier tipo de archivo, sino que también lo convierten si es necesario y te permiten trabajar con él sin ningún tipo de restricciones.

Compartir es fácil

Cuando trabajas con equipos online y de forma remota, tener documentos compartidos se vuelve una necesidad imperiosa. Ahí es donde surge uno de los grandes beneficios del almacenamiento en la nube, permite compartir de forma fácil, rápida y segura. Tú podrás elegir con quien compartir los archivos, y asignar los privilegios que desees (lectura o modificación de esos archivos).

Ayuda a reducir costos

En las décadas pasadas las grandes empresas gastaban decenas de miles de dólares en licencias para poder trabajar con determinados formatos de archivos como .doc .xls .ppt, etc. Hoy en día gracias a iniciativas como Google Suite puedes trabajar con hojas de estilo, documentos, formularios, presentaciones, diagramas de flujo, pizarras digitales y mucho más de forma integrada, y lo mejor: gratis!

Implementación rápida

Comenzar a utilizar estos servicios de cloud storage es fácil y rápido. El espacio en la nube está allí, solo necesitas una dirección de email, una contraseña y listo. Podrás acceder en cuestión de segundos a toda una completa gama de aplicaciones que te permiten guardar tu información online.

Gestión centralizada

Tener un único lugar para almacenar, modificar y eliminar la información hace que todo se vuelva más rápido. La gestión de documentos, emails y archivos en general se vuelve súper rápido gracias a la integración y herramientas de trabajo en equipo. Este es uno de los mayores beneficios del espacio en la nube.

Diferencias entre almacenamiento en la nube y almacenamiento en disco duro

¿Cuáles son las principales diferencias entre el almacenamiento en la nube vs almacenamiento en discos duros tradicionales? Veamos más sobre ese tema ahora.

Disponibilidad

La diferencia entre almacenamiento en la nube y almacenamiento en discos duros tradicionales es muy obvia: cuando alojas datos en tu disco duro, lo estás haciendo en un solo medio físico. Mientras que cuando lo haces en la nube tus archivos están multiplicados y almacenados en muchísimos discos conectados entre si.

En caso de una ruptura de tu disco local, te quedas sin datos, pierdes todo. Mientras que al almacenarse en la nube, cuando hay un fallo en una unidad de almacenamiento, las otras toman el trabajo y siguen despachando la información (tus datos), esto hace que siempre estén disponibles.

En ese sentido, de disponibilidad de datos, es mucho más seguro trabajar con la nube que con un disco tradicional.

Velocidad

En cuanto a velocidad la nube lleva las de perder, pues para poder trabajar con esos datos necesitas si o si primero descargarlos a tu PC, y con cada modificación los cambios deben subirse a Internet. Por lo que si no quieres esperar un par de segundos (en el caso de Drive, Dropbox, y servicios similares) desde tu PC a que se transmitan los cambios a Internet, lo ideal será utilizar un disco duro.

La velocidad de escritura y lectura de los discos SSD hoy en día es maravillosa, y puedes hacer cualquier operación que involucre datos livianos o pesados en cuestión de milésimas de segundo.

Seguridad

En cuanto a la seguridad, el almacenamiento en la nube es proclive a recibir ataques externos en sus servidores. Pero gracias a mecanismos de protección como la autenticación en dos pasos, es mucho más seguro protegerte de hackers que quieran vulnerar el acceso a tus archivos en la nube.

En este aspecto, si trabajas en un disco duro local quizás tienes un poco más de ventaja, aunque si no proteges bien tu sistema operativo, usas antivirus, antimalware y lo mantienes limpio, también alguien puede hackear tu PC y perder todos tus datos.

En este sentido es un empate, en ambos puedes sufrir problemas de seguridad.

Colaboración

Cuando hablamos de herramientas de colaboración la nube se lleva todas las de ganar. Con el almacenamiento en la nube eres más productivo, puedes trabajar en equipo sin tener que transportar archivos con un pendrive o enviarlos por email. Mientras que si trabajas en tu disco duro corres riesgo de demorar mucho tiempo en compartir los archivos con tus colegas o amigos de forma rápida.

Tipos de almacenamiento en la nube

¿Qué clases de almacenamiento en la nube existen? Vamos a tratar de responder esta pregunta mostrándote los diferentes tipos de almacenamiento cloud que se usan hoy en día:

Almacenamiento de archivos

Este tipo de almacenamiento en la nube se especializa en brindar acceso para entornos de trabajo compartido y colaborativo para equipos en empresas.

Se trata de servidores cloud conectados a dispositivos de almacenamiento NAS en red, otras soluciones populares pueden ser EFS (Elastic File System) de Amazon, donde se suele utilizar para almacenar archivos de tamaño grande como películas, DVDs, Blu-rays, programas de gran peso, y otros archivos similares.

Almacenamiento de objetos

Suele destinarse a alojar archivos pequeños a medianos, se utiliza mucho en conjunto con máquinas virtuales o contenedores, pues permite escalabilidad del espacio en disco en tiempo real, así como total flexibilidad a la hora de subir o bajar su capacidad.

Otro uso que se le da a este tipo de almacenamiento son los respaldos de servidores, sitios webs o bases de datos. Ejemplos del almacenamiento de objetos pueden ser Amazon S3 o Google Cloud Storage.

Almacenamiento en bloque

Este es uno de los tipos de almacenamiento cloud más utilizados en entornos empresariales. Se caracteriza por maximizar el rendimiento y disponibilidad al máximo, ofreciendo entornos de almacenamiento con bajísima latencia, gran índice de IOPs, algo que asegura un despacho de la información casi de manera instantánea, ideal para aplicaciones que requiere respuesta inmediata.

Un ejemplo de este tipo de servicio puede ser IBM Block Storage o Azure Blob Storage Block.

Ejemplos de uso del almacenamiento en la nube

Vamos a ver varios ejemplos del almacenamiento en la nube, es decir, los escenarios donde se vuelve una herramienta útil para las empresas.

Respaldo y recuperación de datos

Siempre haz backup, es una de las premisas más importantes en el mundo de la informática. Esto cobra aún más importancia cuando trabajamos con datos. Tener siempre una estructura y configuración de backup definida te hará dormir más tranquilo por las noches.

A su vez, conocer el plan de recuperación de datos en caso de que falle te ahorrará no solo dolores de cabeza, también evitará pérdida de datos y por supuesto, pérdida de dinero también.

Hoy en día existen numerosas formas de realizar backups en la nube de forma automática, tal como es el caso de Amazon S3 OBject Lifecycle Management o bien el famoso Google Cloud Snapshot, que copia de forma automática tus datos dependiendo de los días y horas que tu hayas configurado.

Podrás organizar tus copias de seguridad en archivos o almacenes de ficheros para hacer una retención de datos de acuerdo a normales y requerimientos legales de tus diferentes países, o bien como parte del contrato y servicios que brindas a tus clientes.

Este tipo de servicios de respaldo en la nube no solo son utilizados por entidades bancarias, financieras, sino también por servicios sanitarios, medios de comunicación, instituciones educativas, y también por empresas de informática, estudios contables, y cualquier pyme.

Entornos de desarrollo de software

Tener un lugar donde puedas crear, modificar y destruir máquinas virtuales (VM), así como contar con un almacenamiento de disco en la nube de tipo elástico permite almacenar grandes cantidades de datos que muchas veces son necesarios en pruebas de desarrollo de software.

Si necesitas crear, eliminar o duplicar volúmenes de datos, lo ideal es comenzar a trabajar con el almacenamiento en la nube, que te garantiza rapidez, evitar migraciones entre hosts y sobre todo mantener un costo relativamente bajo en comparación a servidores tradicionales.

Sea que necesites crear una simple página web, o bien una complicada aplicación para tu móvil o la web, desarrollar sobre el almacenamiento en la nube ofrece grandes ventajas.

Escalabilidad y alta disponibilidad

Una de las cosas que más se buscan hoy en día entre las empresas es asegurar el crecimiento de los datos de forma constante y sin problemas. Por ello contar con una empresa que ofrezca almacenamiento en la nube y que sea escalable es crítico.

También otra razón por la cual se comenzaron a utilizar estos servicios ha sido la alta disponibilidad que brindan estos entornos en la nube, es especialmente útil cuando los que lo utilizan son negocios o emprendimientos virtuales con usuarios que consultan los datos las 24 hs, los 365 días de la semana.

Big Data

La era del big data ha llegado, y no planea irse pronto. Por eso para las empresas que manejan grandísimas cantidades de datos resulta extremadamente útil comenzar a pensar en utilizar soluciones de almacenamiento cloud pues brindan mayor escalabilidad, durabilidad, son económicos y están siempre disponibles, a este tipo de soluciones se les suele llamar lagos de datos.

Un lago de datos es parte de la solución para el Big Data, se suelen crear con el almacenamiento de objetos. Ofrecen una accesibilidad única a los datos, metadatos y detalles de la información para que posteriormente los llamados Data Scientists puedan realizar un análisis exhaustivo de lo que necesitan.

¿Qué empresa de almacenamiento en la nube debo elegir?

Como hemos visto, existen muchísimos servicios de almacenamiento en la nube, los más famosos son sin lugar a dudas Amazon AWS y Google Cloud, pero aparte de estos dos gigantes también hay otras empresas alternativas que no vale perder de vista, por ejemplo:

Cualquiera de estas empresas te ofrecerá excelentes servicios de almacenamiento en la nube, igualmente en un próximo artículo profundizaremos sobre cuáles son los mejores servicios de almacenamiento en la nube detallando una completa lista de proveedores.


Artículos relacionados

Reply

error: Contenido protegido.